En este momento estás viendo Cómo elegir los colores de mi marca para fijarla en la mente del público

Cómo elegir los colores de mi marca para fijarla en la mente del público

Cómo elegir los colores de mi marca para fijarla en la mente del público

Por: Dulce Urdaneta / Grupo Milos C.A.

Publicado en febrero 7 de 2024

Los colores son una parte esencial de la identidad visual de cualquier marca. Los colores pueden expresar emociones, valores, personalidad y estilo. Por lo tanto, los colores pueden atraer la atención, generar confianza, despertar curiosidad y fidelizar a los clientes. Por eso, elegir los colores adecuados para tu marca es una decisión estratégica que puede marcar la diferencia entre el éxito y el fracaso.

Pero, ¿Cómo puedo elegir correctamente los colores de mi marca de forma efectiva? ¿Qué criterios debo tener en cuenta? ¿Qué herramientas puedo usar?

En este artículo, te daremos algunos consejos prácticos para que puedas crear una paleta de colores que represente a tu marca y que la fije en la mente del público.

Identifica la personalidad de tu marca

Antes de elegir los colores de tu marca, debes tener claro qué quieres comunicar con ella. ¿Qué valores, atributos y beneficios quieres asociar a tu marca? ¿Qué sensaciones y emociones quieres provocar en tu público? ¿Qué personalidad quieres proyectar?

Para responder a estas preguntas, puedes hacer un ejercicio de brainstorming y escribir una lista de adjetivos que describan a tu marca. Por ejemplo, si tu marca es una empresa de tecnología innovadora, podrías usar palabras como moderna, creativa, dinámica, disruptiva, etc.

Adicionalmente, puedes investigar a tu público objetivo y a tu competencia. ¿Qué colores usan otras marcas similares a la tuya? ¿Qué colores prefieren tus clientes potenciales? ¿Qué colores les gustan o les disgustan? ¿Qué colores les transmiten confianza, seguridad, calidad, etc.?

Con esta información, podrás definir la personalidad de tu marca y el tono que quieres darle a tu comunicación.

Selecciona un color principal basado en la psicología del color

Una vez que tengas definida la personalidad de tu marca y sepas qué quieres transmitir, puedes elegir un color principal que la represente. El color principal es el que más identifica a tu marca y el que más aparece en tu logo, tu sitio web, tus redes sociales, tus productos, etc.

Para elegir el color principal, puedes basarte en la psicología del color, que es el estudio de cómo los colores influyen en las percepciones, las emociones y el comportamiento de las personas. Según la psicología del color, cada color tiene un significado y unas asociaciones culturales que pueden variar según el contexto.

Resumen del significado de los colores

Aquí te mostramos un resumen de los colores básicos y sus significados más comunes.

Ten en cuenta que estos significados que te mostramos, no son absolutos ni universales, sino que dependen del contexto, la cultura y la combinación de colores. Por ejemplo, el rojo puede significar amor o peligro, según el caso. Por eso, es importante que elijas el color principal que mejor se adapte a tu marca y a tu público.

Rojo

Es el color de la pasión, la energía, la acción, el amor, el peligro y el poder. Es un color que llama la atención, que estimula y que genera emociones intensas. Generalmente, se emplea en marcas que quieren transmitir fuerza, dinamismo, valentía, etc. Ejemplos: Coca-Cola, Netflix, YouTube, etc.

Naranja

Inspira creatividad, diversión, alegría, juventud y optimismo. Es un color que aporta calidez, vitalidad, entusiasmo y confianza. Se suele usar para marcas que quieren transmitir innovación, originalidad, cercanía, etc. Ejemplos: Fanta, Amazon, Nickelodeon, etc.

Amarillo

Se trata del color de la luz, el sol, la inteligencia, la felicidad y la esperanza. Es un color que ilumina, que despierta la curiosidad, que inspira y que motiva. El amarillo es usado para marcas que quieren transmitir positividad, claridad, sabiduría, etc. Ejemplos: McDonald’s, Ikea, Snapchat, etc.

Verde

Este es el color de la naturaleza, la salud, la ecología, el crecimiento y la armonía. El color verde relaja, equilibra, renueva y sana. Usualmente, es seleccionado para marcas que quieren transmitir frescura, sostenibilidad, tranquilidad, etc. Ejemplos: Starbucks, Spotify, Whole Foods, etc.

Azul

Es el color del cielo, el mar, la confianza, la seguridad y la serenidad. El azul transmite calma, que refresca, que protege y que fomenta la comunicación. Mayormente, se usa para marcas que quieren transmitir profesionalidad, calidad, fiabilidad, etc. Ejemplos: Facebook, Twitter, IBM, etc.

Morado

Se relaciona con la magia, la fantasía, la espiritualidad y la elegancia. Es un color que estimula la imaginación, que sorprende, que fascina y que seduce. Generalmente, se usa para marcas que quieren transmitir exclusividad, misterio, sofisticación, etc. Ejemplos: Cadbury, Hallmark, Twitch, etc.

Rosa

El rosa es el color del amor, la dulzura, la feminidad y la ternura. Es un color que expresa sentimientos, que atrae, que emociona y que cuida. Se suele usar para marcas que quieren transmitir delicadeza, romanticismo, simpatía, etc. Ejemplos: Barbie, Victoria’s Secret, Cosmopolitan, etc.

Marrón

Es el color de la tierra, la madera, el chocolate y la estabilidad. Se trata de un color que aporta solidez, que conforta, que nutre y que conecta. Por lo general, se usa para marcas que quieren transmitir naturalidad, tradición, honestidad, etc. Ejemplos: UPS, Hershey’s, Timberland, etc.

Negro

Este es el color de la noche, del lujo, del poder y de la sobriedad. Es un color que impone, que contrasta, que simplifica y que intensifica. Principalmente, es utilizado para marcas que quieren transmitir elegancia, autoridad, minimalismo, etc. Ejemplos: Chanel, Nike, Apple, etc.

Blanco

El color blanco es el color de la luz, la pureza, la simplicidad y la paz. Es un color que refleja, que amplía, que limpia y que unifica. Se suele usar para marcas que quieren transmitir claridad, transparencia, neutralidad, etc. Ejemplos: Adidas, Google, Ikea, etc.

Crea una paleta de colores a partir del color principal

Después de elegir el color principal, puedes crear una paleta de colores que lo complemente y que armonice con él. Una paleta de colores es un conjunto de colores que se usan de forma coherente y consistente en todos los elementos visuales de tu marca.

Para crear una paleta de colores, puedes usar diferentes criterios, como el contraste, la armonía, la temperatura, la saturación, etc. También puedes usar herramientas online que te ayuden a generar paletas de colores a partir de un color principal, como Coolors, Colormind o Adobe Color.

Aquí te mostramos algunos ejemplos de tipos de paletas de colores que puedes crear:

  • Paleta monocromática: se basa en un solo color y sus diferentes tonos, matices y sombras. Es una paleta simple, elegante y fácil de combinar. Ejemplo: Spotify.
  • Paleta análoga: consiste en colores adyacentes en el círculo cromático, que comparten un color base. Es una paleta armoniosa, suave y natural. Ejemplo: Instagram.
  • Paleta complementaria: se basa en colores opuestos en el círculo cromático, que crean contraste y equilibrio. Esta paleta es dinámica, vibrante y llamativa. Ejemplo: Fanta.
  • Paleta triádica: se basa en tres colores equidistantes en el círculo cromático, que generan variedad y diversidad. Por lo general, es una paleta colorida, creativa y divertida. Ejemplo: Google.
  • Paleta tetradica o tetraédica: está constituida por cuatro colores formados por dos pares de colores complementarios, que crean riqueza y complejidad. Es una paleta versátil, sofisticada y audaz. Ejemplo: Microsoft.

Prueba y ajusta tu paleta de colores

Finalmente, después de crear tu paleta de colores, debes probarla y ajustarla según los resultados. Puedes hacer pruebas de usabilidad, de legibilidad, de accesibilidad, de coherencia, etc. También puedes pedir feedback a tu público objetivo, a tus colaboradores, a tus amigos, etc.

Algunas preguntas que puedes hacerte para evaluar tu paleta de colores son:

  • ¿Los colores reflejan la personalidad de tu marca?
  • ¿Los colores generan las emociones y las sensaciones que quieres provocar en tu público?
  • ¿Los colores se diferencian de los de tu competencia?
  • ¿Los colores se ven bien en diferentes dispositivos, formatos y contextos?
  • ¿Los colores son fáciles de leer y de recordar?
  • ¿Los colores cumplen con los estándares de accesibilidad y de diseño?

Si la respuesta a alguna de estas preguntas es negativa, puedes hacer los cambios necesarios para mejorar tu paleta de colores. Recuerda que los colores de tu marca no son algo estático, sino que pueden evolucionar y adaptarse a las necesidades y preferencias de tu público.

¿Cómo puedo aplicar los colores de mi marca en mis productos?

Los colores de tu marca son una forma de expresar la personalidad, los valores y el estilo de tu negocio, y de diferenciarte de tu competencia. Por eso, es importante que los uses de forma coherente y estratégica en todos los elementos visuales de tu marca, incluyendo tus productos.

Aquí te doy algunos consejos para aplicar los colores de tu marca en tus productos:

  • Usa el color principal de tu marca como el más destacado y el que más identifique a tus productos. Por ejemplo, si tu color principal es el azul, puedes usarlo en el envase, el etiquetado, el logo o el nombre de tu producto.
  • Además, usa los colores secundarios de tu marca como complementarios y para crear contraste, armonía o variedad. Por ejemplo, si tu paleta de colores incluye el amarillo y el naranja como colores secundarios, puedes usarlos en detalles, adornos, textos o imágenes de tu producto.
  • Asegúrate de que los colores de tu marca se vean bien y se lean bien en tus productos, tanto en formato impreso como digital. Para ello, puedes usar herramientas online que te ayuden a verificar la legibilidad, el contraste y la accesibilidad de tus colores, como Colorable, Contrast Checker o Color Safe.
  • Prueba y ajusta tus colores de marca según los resultados y el feedback que obtengas. Puedes hacer encuestas, focus groups, tests de usabilidad o entrevistas a tu público objetivo, a tus colaboradores, a tus amigos, etc.

Algunas preguntas que puedes hacerles son:

  • ¿Los colores de tu marca reflejan la personalidad y los valores de tu negocio?
  • ¿Los colores de tu marca generan las emociones y las sensaciones que quieres provocar en tu público?
  • ¿Los colores de tu marca se diferencian de los de tu competencia?
  • ¿Los colores de tu marca se reconocen fácilmente y se recuerdan con facilidad?
  • ¿Los colores de tu marca se adaptan bien a tus productos y a sus características?

Si la respuesta a alguna de estas preguntas es negativa, puedes hacer los cambios necesarios para mejorar los colores de tu marca y su aplicación en tus productos.

¿Cómo puedo aplicar los colores de mi marca en mis redes sociales?

Es importante que uses los colores de tu marca de forma coherente y estratégica en todos sus elementos visuales, incluyendo tus redes sociales.

Algunas sugerencias para aplicar los colores de tu marca en tus redes sociales son:

Define tu paleta de colores.

Elige un color principal que represente a tu marca y unos colores secundarios que lo complementen y armonicen. Puedes basarte en la psicología del color, en tu público objetivo y en tu competencia para elegir los colores más adecuados. También puedes usar herramientas online que te ayuden a generar paletas de colores a partir de un color principal, como Coolors, Colormind o Adobe Color.

Aplica tu paleta de colores de forma consistente

Usa los colores de tu marca en todos los elementos visuales de tus redes sociales, como tu logo, tu foto de perfil, tu foto de portada, tus publicaciones, tus historias, tus filtros, etc. Asegúrate de que los colores se vean bien y se lean bien en diferentes dispositivos, formatos y contextos. También puedes crear un manual de identidad visual que establezca las normas y los criterios para el uso de los colores de tu marca.

Crea contenido visual atractivo y relevante

Utiliza los colores de tu marca para crear imágenes, vídeos, infografías, memes, gifs, etc. que capten la atención de tu público, que transmitan tu mensaje y que generen engagement. Puedes usar herramientas online que te faciliten la creación de contenido visual, como Canva, Piktochart o Giphy.

Adapta tu contenido visual a cada red social

Ten en cuenta las características, las preferencias y las tendencias de cada red social a la hora de producir y publicar tu contenido visual. Por ejemplo, en Instagram puedes usar colores más vivos y saturados, en Facebook puedes usar colores más neutros y equilibrados, y en Twitter puedes usar colores más contrastantes y llamativos. También puedes aprovechar las funciones y las herramientas específicas de cada red social, como los stickers, los emojis, los hashtags, etc.

Palabras finales

Elegir los colores de tu marca es una tarea importante que requiere de investigación, creatividad y estrategia. Los colores de tu marca pueden influir en la percepción, la emoción y el comportamiento de tu público y, por lo tanto, en el éxito de tu negocio.

Para elegir los colores de tu marca, debes identificar la personalidad de tu marca, seleccionar un color principal basado en la psicología del color, crear una paleta de colores a partir del color principal y probar y ajustar tu paleta de colores según los resultados.

También, puedes apoyarte en un diseñador gráfico o empresa de diseño con experiencia en la creación de identidad visual de marcas.

Siguiendo estos consejos, podrás crear una paleta de colores que represente a tu marca y que la fije en la mente del público. Así, podrás obtener una identidad visual única, memorable y atractiva que te ayude a conectar con tu audiencia y a diferenciarte de tu competencia.